martes, 21 de julio de 2009

VENTANA A LA LLUVIA



imagen: google imágenes

(Tiempo en Buenos Aires: diluviando)

Curioso cómo cambian a veces las cosas. A mí me gustaba la lluvia. Mucho!.
Estaba segura en mi casa, no pensaba en nada ni en nadie más.
Amaba el sonido del agua al caer en las chapas de zinc de los techos y si sonaba más fuerte... mejor.
Mientras mi madre se persignaba cuando escuchaba cada trueno... yo asistía fascinada al espectáculo de luces y sonidos asomada detrás de la ventana .
Si llovía por la noche... me acurrucaba en la cama y me dormía con una sonrisa en los labios. La lluvia era como una canción de cuna.
Curioso cómo cambian las cosas... Me estaré poniendo vieja, seguramente. Porque ahora pienso en mi hijo mayor que no podrá faltar a sus clases porque tiene examen (ya está creciendo y tiene responsabilidades!) y
deberá caminar varias cuadras para tomar el colectivo que lo llevará hasta la escuela (y dentro de muy poco, también mi hija menor deberá ir igual en un día así. Se acabará, también para ella, quedarse en la cama si llueve demasiado).
También pienso en los gatos... que si se quedaron afuera, seguramente estarán escondidos y asustados y tendrán frío y hambre.
Siento su lado de la cama vacío y escucho cada vez más fuerte esta maldita lluvia que al caer va arrastrando con ella mi sueño. Y pienso en él... Que en plena tormenta, de madrugada, tuvo que salir igual para ir a la fábrica y que quizás también su trabajo del día sea bajo esta lluvia.
Pero si llueve... y los gatos están adentro y todos los que amo están aquí, conmigo, a buen resguardo, en la protección del hogar... me preparo una taza de café y me voy hasta la ventana. Y mientras bebo cada sorbo, puedo recuperar por un momento esa magia que tenía para mí la lluvia en el país de la infancia.

(palabras propias)



Safe Creative #0909064371845







29 comentarios:

Arcángel Mirón dijo...

A mí me sigue gustando, pero no exageremos!! Basta de lluvia por hoy!!

Un abrazo, Julia.

:)

Hermes dijo...

Y si se salen a chapotear?

Julia dijo...

HOLA ARCÁNGEL: Por favor! es demasiada (y parece que planea quedarse otro día más!!!).
Besotesss.

HERMES: Mirá... diluviaba... no daba como para salir a chapotear. Quizás mañana, si mejora un poco, jeje.
Saludosss.

Lala dijo...

(tiempo aquí: achicharrándonos de calor)

Sólo de ver esa imagen de la ventana se me abre la sonrisa, y es que, como tú, adoro la lluvia y la echo de menos! Lluvia y frio!
Pero claro, uno antepone las cosas importantes a los gustos y entiendo que prefieras el seco y soleado.
Haremos conjuros para que llueva sólo cuando todos están dentro de casa. Sabes alguna danza de la lluvia? :D



Un beso


Lala

Mari Carmen dijo...

Pues a mi me gusta la lluvia, su música cuando cae lenta, suave. Quizá porque es tan escasa que la echo de menos y cuando llega es toda una fiesta.

Entiendo tus motivos para que ya no te agrade tanto. Aún así, estoy segura, en algún momento sentirás llover y una dicha fugaz te embargará.

Un abrazo :)

marcela dijo...

I am express y digo, que a mi la lluvía a 40º en Madrid me inspira más que la humedad en mi imaginación, como dice la canción.
Besos, y gracias por visitarme

Julia dijo...

LALA Y MARICARMEN: Eso... que llueva sólo cuando estemos todos seguros en casa!! Danza de la lluvia específica para esto no conozco, pero me tendré que poner a la búsqueda, jaja.

Lala: (Tiempo en Bs.As: después de la lluvia: frío polar!). Te mando un poco para allá?

BESOTESSS A LAS DOS.

Julia dijo...

MARCELA: Debe ser bonita la lluvia en Madrid!!!
Besosss.

ShaO dijo...

Hoy aquí estamos también paraguas en mano aunque no demasiado, justo para refrescar. Yo también soy de lluvia pero supongo que como tú, más me gusta si tengo todo lo que quiero seguro y compartimos taza de café del otro lado del cristal, por el que no resbalan las gotas...
No te preocupes, la que te mando es de besotes : )

Franziska dijo...

La lluvia cuando se manifiesta mansa y pausada es un encanto. Es todo un espectáculo cuando se lanza furiosa sobre los calles, árboles y tejados y en un momento deja cantidades inusitadas de litros por metro cuadrado. Sin embargo, el agua siempre es bella porque está en nosotros y forma el 90% de nuestro organismo y esa debe ser la causa de la fascinación. A mi me sucede que cuando llueve, noto mi cuerpo más alegre y relajado.

Quiero darte las gracias por tus dos visitas. Ha sido toda una sorpresa que volvieras a visitarme.
Recuerdo que cerraste un blog y al abrir otro nuevo ya no volví a saber nada de tí. Espero que este nuevo encuentro nos de lugar a conocernos más a fondo. Bienvenida. Un abrazo.

Julia dijo...

SHAO: Ahh, esa lluvia me gusta más!!!
Gracias!, otra lluvia de besotesss para vos.

FRANZISKA: Si tengo que estar en la calle o está afuera cualquiera de los de mi familia... te digo que la lluvia no me relaja para nada. Pero si estamos todos en casa... se disfruta más.
Te cuento que no cerré ninguno de los 2 blogs... simplemente estuve sin internet por algún tiempo y después de "vagancia", jeje. Pero no me olvidé de ninguno de ustedes.
Besotess, amiga.

ÓNIX dijo...

Yo adoro la lluvia, es demasiado relajante ver caer cada gota de ella y más si se siente, si me empapa la piel... es muy hidratante y fascinante...

Pero eso sí... q no truene, nada de relampagos... eso si me asusta mucho... me da terror inmenso y soy de las que se acurrucan y se mantiene al margen cada vez que truena...


Entonces en ese caso ni un cafe te acepto porq estoy muy ocupada debajo de mis sabanas esperando que la tormenta acabe jejeje...

Bienvenida amiga a tu hogar y aca estamos como siempre, fieles para la hora del te...

Besoss...

La pandilla dijo...

No estas mayor , a mi me pasa igual , lo que sucede es que ahora pensamos como madres y antes esos dolores de cabeza eran de las nuestras , yo tambien mesiento tranquila y feliz si llueve y los mios estan cerquita calientitos en el calor del hogar .
Un abrazo friolento brrrrr

Julia dijo...

ONIX: Jajaja, me hiciste recordar a mi mamá, que como conté en el post, se asusta y se persigna con cada trueno!!
Gracias de nuevo por la bienvenida y por tu visita!!

Besosss!

LA PANDILLA:Vos me entendés, no? con esa familia enorme que son!; no te sentirás tranquila hasta que cada uno de ellos esté con vos, en casita.
Qué fríooooo!!!
Y encima: la gripe!
Ufff!!
Besotesss (con barbijo!, por las dudas)

Una senderista. dijo...

Me gusta la lluvia, y caminar cuando llueve,me gusta ir a la playa cuando el cielo amenaz tormenta, es muy emocionante

salvadorpliego dijo...

Comparto ese placer por la lluvia. Desde mi casa levanto mi taza de café y me doy gusto.

Un fuerte abrazo.

Bohemia dijo...

Hola cielo, celebro tu vuelta, hasta ahora es que no pude venir a saludarte, pero que sepas que es un gran placer tenerte por aqui...bss

Julia dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Julia dijo...

UNA SENDERISTA: Sí, cuando se va acercando la tormenta a alguna playa es precioso el espectáculo (pero justamente disfruto de esa lluvia si estamos de vacaciones, jejeje).
Besotessss.

SALVADOR PLIEGO:Bienvenido. gracias por tu visita!!! Saludoss.

BOHEMIA: hola!!!

Gracias por tu bienvenida! Nos leemos.

Besosss para cada uno.

eva dijo...

A MI ME GUSTABA EL SONIDO DE LA LLUVIA PERO....
SI TE SOY SINCERA LO QUE MAS ME GUSTABA ERA LEVANTARME TEMPRANO
PARA IR CON MI PADRE A COGER CARACOLES POR EL MONTE
FIJATE QUE LUEGO ME IBA MAS FELIZ AL COLE... JEJEJE BESOS

Julia dijo...

EVA:Qué lindo recuerdo!!!
Gracias por compartirlo.
Besosss!!!!

ÓNIX dijo...

Vine de regreso por más te...

Besitos...

Julia dijo...

ÓNIX: Nos tomamos 1 té o 1 café, lo que prefieras, y charlamos un rato, ¿dale?.
QUE DISFRUTES DEL FINDE!
besosss.

Antiqva dijo...

Hay tantos tipos de lluvias que unos me encantan y otros no tanto...

Alguna vez, en pleno campo, vivi lluvias de espanto...

Otras veces, tras los cristales, esas lluvias melancolicas pueden ser tremendamente sugertentes.

Un abrazo, amiga

Julia dijo...

ANTIQVA: Así puede ser la lluvia: a veces una bendición, a veces una compañía, un ingrediente motivador y otras... un motivo de preocupación por los que amamos cuando deja de ser lluvia para transformarse en "caída de baldazos de agua"!!!
Besosss, gracias por tu visita!!!

Margarita Nava dijo...

Curioso...me dejaron de gustar los días lluviosos así sin más... y leyéndote Mixa...me doy cuenta que sólo no me gustan cuando estoy sin él... ¡¡¡Pero tú eres de las que escribe y hace que una se enamore o re-enamore!!!!

Julia dijo...

GRACIAS MAGOS!!!! Te quiero muuucho!!!
Vaya a abrazar a su mitad y si llega en medio de la lluvia... abrácelo más fuerte, comadrita.

Besotessss.

Luisa dijo...

Te devuelvo el comentario que me has dejado en mi blog. :) Gracias por comentarlo! Impresionante este texto de la lluvia! Qué bonito! Y de verdad me ha tocado de una forma especial porque no hay nada más agradable que el "olor a lluvia fuerte" y la sensación que me entra al verla desde una ventana. Cuando era más jovencita y se me caía el cielo encima, sentía que ella me lavaba el alma. Y nunca corría bajo la lluvia; no huía de ella. Pero yo también he cambiado. Hoy no me gusta que la lluvia me alcanze, ya que voy de camino al trabajo y tengo mil cosas que hacer. Es triste ver que consecuencias nos trae eso de crecer...

Julia dijo...

Hola Luisa:
Pero por un rato podemos jugar a que volvemos a ser niños otra vez, no?
Besosss.
Gracias por la visita!!!
Bienvenida y volvé cuando quieras.
(p.D: tu vaca pintada es la más linda de todas!!)